Volviendo a Londres

Hoy inauguramos el blog con una de mis pasiones: viajar. Todo el que me conoce sabe que desde hace un par de añitos adoro Londres, digamos que es la ciudad de mis sueños, donde ojalá algún día tenga el placer de vivir. Algo esencial en mi opinión a la hora de viajar es la buena compañía, y quién mejor que Leo para recorrer una vez más las tan famosas calles de la capital inglesa.

Como muchos sabréis viajar de noche tiene sus ventajas y sus inconvenientes. Por un lado siempre te ahorras un dinero cogiendo los últimos vuelos, pero en contraposición de pasas una o dos noches en vela (como podréis ver en mi cara de dormida).

Nuestra experiencia fue extraordinariamente bonita: el avión salía a las 11:30 de la noche desde el aeropuerto Pablo Ruiz Picasso, que para quien no lo sepa es el aeropuerto malagueño y calculaban llegar sobre la una o una y media de la mañana, pero tuvimos la mala suerte de que retrasaron el vuelo una hora. Total, entre una cosa y otra llegamos al aeropuerto de Gatwick a las 2 y algo de Málaga.

Para llegar desde Gatwick a Londres tienes varias opciones: tren, taxi, coche de alquiler o autobús. En nuestro caso nos decantamos por el tren al ser más rápido y cómodo para altas horas de la mañana, pero aún así no dormimos ni un minuto. Al final llegamos a la estación de Blackfriars a las 4 y media de la mañana cuando ni siquiera había amanecido y para nuestra sorpresa no había ni un solo tren nocturno que coger para llegar a casa por lo que Leo decidió que lo mejor sería aprovechar y ver el amanecer en plena ciudad (cargados con maletas de casi 20 kilos, ordenadores, cámaras…).

Fue un camino duro y largo pero no cambiaría ver ese amanecer por nada del mundo, una madrugada espectacular fotografiada, como no, por Leo. ¡Si queréis ver más fotos podéis seguirnos tanto a Leo como a mi en Instagram!

Espero que os haya gustado este post. ¡Que paséis un buen día!

Email this to someoneShare on TumblrPin on PinterestShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on Facebook

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.